27 agosto 2009

Como se nota que me aburro en el trabajo…

Hay días en que no das una a derechas ¿verdad? Pues hoy parece uno de esos días. La mañana ha empezado queriendo apagar el despertador, para disfrutar 5 minutitos más de cama y tirando sobre la mesilla la botella de agua. 5 minutos más perdidos…
A pesar de que ayer Norte mató un montón de mosquitos, esta mañana ha aparecido uno de esos como un camión en mi habitación y quería esconderse en los libros da arriba de la estantería, así que venga, ahí con el trapo hasta que lo he matado.
Cuando ya estaba lista para irme, se me cae una lentilla… menos mal que no he tardado tanto en encontrarla; después de tantos años juntas ya me sé sus truquitos. Si casi pienso como una lentilla…

Me he dejado la no uña en el botón del ascensor porque no subía. A esas horas y bajar 12 pisos andando ¡¡que pereza!! Pero al final ha subido. Debe de ser que no se había despertado aún…
He perdido el autobús, no sé para que madrugo si luego me toca estar esperando entre 15 y 45 minutos al dichoso transporte publico…
Bajando las escaleras del curro he pisado a mi compañera y casi nos matamos entre escalón y escalón…

Seguro que me ha ocurrido algo más pero ahora no me acuerdo, eso sí, se me cae todo de las manos y aún nos queda más de medio día por vivir, espero no morir en el intento.

9 comentarios:

Martini dijo...

días y días, ya sabes...

CientoUno dijo...

Tu total de entretenerte para no aburrirte...

;-P

ixilik dijo...

Has dormido 5 minutos m´´as que los demás, has tenido tiempo para pasar la fregona, sin tener que llenar el agua. Has tenido la suerte de encontrar la lentilla, y de desahogarte con un mosquito. Y !anda que no buscabas un pretesto, para pisotear a tu compañera, sin que se note!
Que más quieres! Hoy es tu día!

AntWaters Daza dijo...

Ohhh, por un momento mi cabeza pensó: "oh, jeroglífico"; ufff, ves, podía haber sido peor.

¿Y cómo encuentras una lentilla? :O Bueno, claro que... como va tan lenta (ja), perdón

Besos de ohhhhh, qué horror, verdad, volver, ohhh, ohhhh

Vulcano Lover dijo...

Por eso son días, porque tienen final y el maleficio se acaba. Lo mismo que ocurre con los días en los que todo, absolutamente todo, sale a la perfección... Mejor asumir que son sólo eso, días. Luego están los otros, los normales, la mayoría, en los que nos pasa de todo bueno y malo... y también, como los primeros, se acaban a sus 24 horitas de naces. No es tan complicado, no?

Cris dijo...

12 pisos???

:S

Nocheoscura dijo...

Ojalá los autobuses llegaran cuando nosotros llegáramos a la parada.

Verónica dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
LuCeZiLLa dijo...

Es que si no tienes problemas con las lentillas o con el transporte público no es un día normal. Además, mir el lado positivo: los doce pisos los has bajado, al menos no has tenido que subirlos... jeje
Un besote